top of page
  • asp3020

Nuevos Lentes después del Vacío

Actualizado: 26 oct 2023



Caminar atreves de las sensaciones de vacío representa una experiencia que se vive en soledad. Es una época en la que nos redescubrimos, y aprendemos a abrazar todos los aspectos de nosotros mismos, incluidos los más frágiles y vulnerables.


Finalmente, nos hemos convencido en dejar atrás lo que ya no nos sirve, y nos hemos decidido en escuchar nuestras sensaciones corporales, dejándonos usarlas como información valiosa y aprovechándolas como mensajeras para poder caminar con balance en esto que llamamos "el camino evolutivo".


Retornar a la vida después de haber transitado esta fase, aunque lo hacemos liberados, y llenos de energía emergente, puede llegar a significar un gran reto.


Pues volvemos a revivir toda la gama de sensaciones como si hubiéramos nacido de nuevo. Esto es, porque a fin de cuentas, estamos entrando en la vida desde una nueva dimensión del ser. Una a partir de la cual no solo podemos vernos a nosotros mismos con mayor profundidad, sino también reconocer en el exterior lo que no vimos ni reconocimos en el pasado.


La experiencia de estar en esta nueva dimensión del ser es muy similar a cuando subimos una montaña muy alta. La ruta para llegar allí es empinada, requiere de esfuerzo, y de tolerar las sensaciones corporales incómodas. Una vez llegados a la cima, aunque nuestra sensación interna nos llena de realización, la vista panorámica que se nos revela de frente nos intimida y en ocasiones nos da miedo por su gran claridad y amplitud. Ahora vemos lo que antes no veíamos.


El reto ahora está en no perdernos en esta nueva e imponente vista panorámica que tenemos del mundo externo. Y integrarla poco a poco sin deshabitarnos y perdernos en el mundo del afuera.


Así que, ¿por dónde empezamos?


Recordando que la única forma de seguir avanzando por nuestro camino evolutivo, en un mundo externo que a simple vista pareciera muy amplio es permaneciendo cerca del corazón.


Lo que significa; que nos mantenemos abiertos, receptivos y curiosos para sentir y dialogar con todas nuestras experiencias sentidas. Porque la única forma de seguir desarrollando más de lo que estamos destinados a ser, es cerca de nuestro corazón, pues es solo desde allí que tomamos la fuerza necesaria para tropezarnos y levantarnos de nuevo.


Porque ver lo que antes no veías, implica sentir nuevas sensaciones. Representando el indicador de que estás en el sendero evolutivo, desenvolviendo más de lo que eres.



"Es aprender a volver a caminar, aquello que antes parecía fácil, regresa a ser complejo"


Y así, un día y de repente podemos encontrarnos reaccionando de manera desproporcionada por algo que no nos había afectado en el pasado. Esto, aunque quizás visto desde afuera pareciera algo negativo . Desde el punto de vista evolutivo no lo es, pues representa una señal, de que ya no somos los mismos y que hemos cambiado, y es precisamente por eso que estamos en un proceso adaptativo intentando vivir sin abandonarnos en el proceso.


En estos casos es donde yo siempre sugiero a mis clientes tener a la mano un estilo de caja de herramientas emocional. Una que represente un mapa adecuado a tu medida con estrategias para lograr gestionar tus respuestas emocionales.


Logrando así anticiparte, y evitando que las mareas emocionales te lleguen por sorpresa. Evitando avalanchas de sentimientos y resentimientos que te lleven a lugares explosivos y destructivos. Atorandote en el revelar de tu desenvolvimiento evolutivo.


Te dejo esta frase en donde mediante ella, estoy segura Thomas Grey trataba de explicar la complejidad de este camino, y la dicha que era vivir en la ignorancia.


“Donde la ignorancia es felicidad, es una locura ser sabio”. Thomas Gray (1716-1771).


Porque un síntoma de crecimiento significa que nuestro pensamiento mágico, aquel que veía de un modo constrictivo y limitado, ha dejado de existir.


Adriana Soberon P. ©️ Copyright. Todos los Derechos Reservados.


125 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page